Fotografía, Noticias, Uncategorized

Benazir Bhutto

Está entrada llega quizá un poco tarde, mas creo que nunca se llega tarde para la denuncia. Benazir Bhutto fue asesinada el pasado 27 de diciembre en Pakistan, durante su vida milito y dirigio el Partido Popular de Pakistán. Fue la primer mujer en ser elegida Primer Ministro de un país Musulmán, esto junto a su orientación política de centro izquierda la llevo a estar en conflicto con los poderes tradicionales de su país. Durante sus dos administraciones fue removida del cargo bajo acusaciones de corrupción, sus defensores que argullen que tales cargos responden a pura persecusión política. Independientemente de si queremos hacer caso o no a los argumentos en su contra, lo cierto es que nos entramos ante una persona valiente, una persona lo suficiente valiente para regresar el exilio a su país, sobrevivir a un atentado en su contra y permanecer dentro del territorio pakistaní, decisición que finalmente le costaría la vida. Repudio la violencia en cualquiera de sus formas, sin embargo me inquieta especialmente cuando estamos hablando de intolerancia política e ideológica. En un universo incierto, lo único que nos garantiza la permanencia de la humanidad a traves del tiempo es la estabilidad de la construcción que hemos dado en llamar sociedad, y está depende irremediablemente de nuestra capacidad de dialogo. Todo esto para explicar que me sentí especialmente impactado por el reportaje gráfico de John Moore. “Moore, fotógrafo de plantilla de la agencia norteamericana, se desplazó a Pakistán en octubre para realizar un seguimiento a la ex primera ministra. Llevaba siguiendo sus pasos desde el pasado 19 de octubre, cuando, precisamente, también fue objeto de un ataque en el que murieron 139 personas. Ella salió ilesa.” Diario El Mundo Moore se encuentra presente el día del atentado que acabo con la vida de Benazir Bhutto, captura su retrato y despues el caos. Considero que este reportaje trasciende nuestro interes como fotografos, y nos atañe más bien como seres humanos.